LA CÁMARA DE DIPUTADOS BONAERENSE APROBÓ LA LEY DE DONACIÓN DE PLASMA, LA “LEY SILVIO” Y BENEFICIOS PARA CLUBES DE BARRIO EN EL CONTEXTO DE LA PANDEMIA

La Cámara de Diputados de la Provincia de Buenos Aires realizó una nueva sesión ordinaria encabezada por el presidente del cuerpo, Federico Otermín, quien participó desde el recinto junto a las autoridades y los presidentes bloque. El resto de los diputados y las diputadas lo hicieron de forma remota a través del sistema para sesionar virtualmente, que se viene utilizando desde el comienzo de la pandemia e incluye el protocolo de registro y reconocimiento de identidad desarrollado por RENAPER.

“Seguimos trabajando articuladamente junto a todos los espacios que componen esta Cámara para poder sumar herramientas e iniciativas a la gestión que viene impulsando el gobernador Axel Kicillof, para cuidar a los y las bonaerenses en este contexto social y sanitario tan particular”, destacó Otermín.

Durante la sesión, se convirtió en ley un proyecto aprobado previamente en el Senado, que declara de interés provincial la Donación de Plasma rico en anticuerpos a pacientes infectados de COVID-19, por parte de pacientes recuperados. A través de la iniciativa, los pacientes recuperados de COVID-19 podrán acercarse voluntariamente a los centros de Hemoterapia y/o Bancos de Sangre Intrahospitalarios habilitados para realizar la captación y recolección de plasma. También se aprobó la adhesión a la “Ley Silvio”, que crea un Programa de Protección al Personal de la Salud en el contexto de la emergencia sanitaria.

A su vez, se aprobó un proyecto impulsado por el presidente del bloque del Frente de Todos, Facundo Tignanelli, para la protección y contención de las asociaciones civiles bonaerenses, declarándolas de interés público provincial. Mediante esta iniciativa, se busca que jardines comunitarios, clubes de barrio, centros de jubilados, centros culturales y organizaciones comunitarias en general puedan acceder a la Tarifa Cero de servicios públicos, exenciones impositivas, gratuidad de servicios bancarios y jurídicos, y la protección de sus inmuebles. determinando su inembargabilidad e inejecutabilidad.

Asimismo, se votó con éxito un proyecto que permite que “las empresas que antes de la pandemia pagaban un cargo fijo de luz o gas y hayan tenido una reducción del 50% o más en su demanda eléctrica o gasífera, puedan suspender el pago o realizar pagos parciales”.

Por otro lado, se trató la instrumentación de la Ley Micaela en el deporte, que establece la “obligatoriedad de la capacitación temática de género para autoridades y personal de clubes e instituciones deportivas”. Y se aprobó el proyecto que establece la mediación a distancia del Gobierno de la Provincia en el marco de la mediación obligatoria para instaurar un medio alternativo de resolución de conflictos, y la prórroga de los beneficios de los distritos del sudoeste bonaerense que se encuentran en “una zona austral desfavorable”. En tanto, se aprobó un proyecto que establece la obligatoriedad para los doctores de prescribir en recetarios digitales donde conste su nombre, profesión y domicilio. Las recetas serán firmadas electrónicamente, fechadas e indicarán el diagnóstico y dispensa.

“Es importante haber logrado un consenso democrático en torno a temas que repercuten tanto en lo sanitario como en lo social, entendiendo que tenemos que hacer todo lo posible para atravesar este momento con el menor dolor para la gente y que también es nuestra obligación pensar en la pospandemia”, concluyó Federico Otermín.​

Don’t forget to share this via , Google+, Pinterest, LinkedIn, Buffer, Digg, Tumblr, Reddit, StumbleUpon, Delicious, WhatsApp, Line and Naver.

Deja un comentario