Los alumnos de la UNLaM crearon objetos lúdicos para los niños de La Matanza

Como corolario de un trabajo práctico de la cátedra Psicología Evolutiva I del profesorado de Educación Física, 350 alumnos de la Universidad Nacional de La Matanza (UNLaM) realizaron ochenta objetos lúdicos que forman parte de una muestra que, al finalizar el próximo miércoles 11 de julio, será donada a instituciones del Distrito que trabajan con los más pequeños.

Al respecto, la docente a cargo, Brígida Lavignolle, explicó que las pautas de trabajo para la creación de estos juegos fueron que “utilizaran materiales reciclables para realizar un juguete para una determinada edad evolutiva”, en base al trabajo en equipo realizado entre las cinco comisiones de la asignatura.

Asimismo, indicó que el objetivo de este trabajo fue que los estudiantes de segundo año puedan “observar a los niños, de seis meses a 11 años, en su aprendizaje y entrevistar a sus padres para desarrollar una práctica lúdica pre-profesional”.

Además de Lavignolle, durante los diferentes turnos de la cursada, formaron parte un equipo compuesto de cinco profesores que guiaron a los jóvenes en sus realizaciones, habida cuenta que esta fue la primera muestra que realizan y que luego de la evaluación docente, será donada a instituciones del Distrito.

La asignatura Psicología Evolutiva I está basada en la comprensión del desarrollo evolutivo del niño, desde su nacimiento hasta los doce años, para que el futuro profesor de Educación Física posea los conocimientos en el desarrollo psicológico y psicomotriz del infante.

Por lo tanto, el alumno podrá conocer e identificar los aspectos de la Psicología evolutiva del ser humano desde el nacimiento hasta la pubertad, para poder diseñar tareas acordes a dichas etapas, con el lenguaje técnico – profesional, en las áreas de inteligencia, afectividad y socialización.

De este modo, se podrá comprender el desarrollo de las conductas del niño, desde los enfoques descriptivos, psicogénicos y psicoanalíticos.

Finalmente, la docente a cargo ponderó “el compromiso del alumnado para la realización de cada uno de los objetos lúdicos, ya que es una manera de devolver a la comunidad parte de lo aprenden cada día en la Universidad”.

Las donaciones tendrán lugar en el marco de los festejos por el Día del Niño que organizará, próximamente, el Centro de Estudiantes en las inmediaciones de esta Casa de Altos Estudios.

Don’t forget to share this via , Google+, Pinterest, LinkedIn, Buffer, Digg, Tumblr, Reddit, StumbleUpon and Delicious.

Deja un comentario